¡Hola! Somos Rosa y Eduard, y en 2010 decidimos lanzarnos a una aventura maravillosa que hoy conoces como Zealia. Siempre hemos tenido claro que queríamos dejar una huella positiva en nuestro entorno. ¿Y qué mejor manera de lograrlo que creando productos que cuiden de la alimentación de las personas?

Pero no creas que esto se trató solo de tener una buena idea y ser unos buenos publicistas. No, no… Montamos un obrador y nos pusimos manos a la masa nosotros dos solos.

Empezamos con un producto sencillo: los colines. Sí, esos pequeños y crujientes palitos que se han convertido en el corazón de Zealia. Luego llegaron las cookies y los panes… ¡y encantaron a todo el mundo! Poco a poco empezamos a ser conocidos en muchos sitios (el boca a boca sigue funcionando…) y gracias a eso, ahora ya somos un gran equipo.

¿Te preguntas por qué nuestros productos son ecológicos? La respuesta es simple: no entenderíamos hacerlo de otra forma. Por eso, el 100% de nuestros productos son BIO. Para nosotros, el presente y el futuro pasan por cuidar el medio ambiente y alimentarnos de productos saludables, sin pesticidas ni conservantes. Nos gusta pensar que, con cada bocado, estás haciendo un pequeño gesto por tu salud y por el planeta.

¿Y por qué sin gluten? Bueno, la pregunta debería ser... ¿y por qué con gluten? Queremos que todo el mundo pueda disfrutar de nuestros productos, ya seas celíaco, sensible al gluten o si el gluten te sienta de maravilla. Si nuestros productos son ecológicos, nutritivos y además deliciosos, ¿hay algo mejor que disfrutar de un buen producto sin preocupaciones?

En Zealia, nos encanta lo que hacemos y nos encanta que tú formes parte de esta historia.

Gracias por acompañarnos en este viaje.